Desde el 01 de julio en Colombia los almacenes de comercio de prendas de vestir y calzado, los grandes supermercados y las grandes superficies están obligados a pagar el impuesto a la bolsa plástica establecido en la ley 1819 de 2016.

Sólo se genera el impuesto a las bolsas plásticas que se entregan con la finalidad de cargar o llevar productos vendidos por los establecimientos comerciales que las suministran.

Se estableció que para este año el cobro del impuesto al consumo de bolsas plásticas será de 20 pesos por unidad y que en la factura de compra debe especificarse el total de bolsas adquiridas, así como el valor que el usuario debe cancelar.